sdnLas pymes constituyen un sector en el que las innovaciones tecnológicas han encontrado dificultad para implantarse, optando esos negocios, de forma generalizada, por criterios conservadores de amortización de las inversiones en sistemas, tendiendo a actualizar lo instalado antes que llevar a cabo una renovación integral.

Sin embargo, la evolución del mercado y, sobre todo, las necesidades disruptivas surgidas en 2020 han convertido la transformación digital en una condición para la supervivencia de las pymes. En este escenario, solo las pymes que habían acometido la transformación digital y la renovación de sus redes han tenido capacidad de respuesta; ahora, el resto está obligado a situarse en esa posición, independientemente de los productos o servicios que vendan y de los mercados en los que trabajen.
Por eso, es fundamental que el canal de proveedores e integradores de sistemas se sitúe en el nuevo entorno y ofrezca a sus clientes las soluciones adecuadas para operar con éxito en él.

La transformación digital de las pymes ante los cambios en el mercado

¿Cuáles son las nuevas necesidades de red de las pymes para fortalecer su competitividad?

Software como servicio y de servicios basados en la nube (SaaS)

Frente al modelo antiguo, en el que el software se integraba en el equipamiento empresarial, las pymes demandan hoy el software como un servicio en la nube, para tener garantizado el acceso a las soluciones más potentes y eficaces de forma segura, asequible y ajustada a sus necesidades reales.

• Paquete flexible de conexiones a Internet para un ancho de banda suficientemente grande.

Las pymes necesitan soluciones de red de alto rendimiento que les garanticen la conectividad múltiple a los servicios en nube a alta velocidad, asegurando la simplificación de los procesos, la agilidad empresarial y una correcta experiencia de usuario.

• Conectividad remota empleados, socios y clientes.

Los nuevos modelos empresariales de producción y prestación de servicios necesitan que esté garantizada en todo momento una conexión a red estable, protegida frente a contingencias, pero además, con la itinerancia de la conectividad garantizada sin costes económicos o de instalación añadidos.

Estas nuevas necesidades son consecuencia de la computación en nube, la transformación del puesto de trabajo y la obligación de garantizar la seguridad de los datos.

El traslado a la nube de los servicios para ganar en agilidad y competitividad ha provocado que la configuración se haga más compleja para asegurar el funcionamiento óptimo del componente y de todos los servicios de la nube utilizados.

El puesto de trabajo tradicional, ligado a un espacio determinado, está en proceso de desaparición para convertirse en el puesto de trabajo digital, que permite la movilidad del trabajador y asegura la productividad en cualquier circunstancia, y para el cual se necesita que los empleados tengan conectividad estable independientemente de donde se encuentren.

A su vez, en este nuevo escenario de mercado, con trabajo en la nube y de forma remota, la seguridad de los accesos y los datos se convierte en un factor condicionante del correcto funcionamiento de la empresa.

 La reorientación de la oferta: Solución SDN

Los distribuidores y proveedores de IT e integradores de sistemas que proveen a las pymes de soluciones de red deben trabajar, a partir de ahora, según las pautas del nuevo mercado para aportar valor a sus clientes, reorientando indispensablemente la oferta al modelo de servicios (restando protagonismo al modelo de venta de producto, suministro de hardware e instalación de los dispositivos) y que apuesten por ofrecer el despliegue de soluciones como las redes definidas por software SDN, para cubrir las nuevas necesidades de red empresariales.

Las redes SDN posibilitan la gestión central de todas las redes de la compañía con soluciones basadas y gestionadas en la nube. Se caracterizan por su configuración flexible y altamente escalable, permitiendo ajustar en cada momento el flujo de tráfico a las demandas empresariales, con el resultado de que las redes se subordinan al negocio, y no al revés.

El soporte de servicios en la nube y de aplicaciones con gran carga de datos, el control y la seguridad centralizados e independientes de la infraestructura, el ágil despliegue de redes y la administración dinámica del ancho de banda son algunas de las funcionalidades de las redes SDN, que, junto con la conectividad itinerante de las redes 4G/LTE, dan respuesta a las necesidades empresariales de conexión del nuevo mercado:

  • SD-WAN: acceder mediante software a la red externa para configurar redes remotas.
  • SD-LAN: control centralizado a través de software de las redes internas de la empresa, sean SD-LAN fijo o SD-WLAN / Wi-Fi.

En respuesta a los cambios del mercado, TELDAT amplía su oferta de soluciones de red con el lanzamiento de be.SDx, la propuesta SDN para pymes que garantiza el control central, la agilidad, la flexibilidad y la seguridad


Sobre el autor

Javier García
Javier García
ADE y Marketing. En el departamento de Marketing Corporativo de Teldat es el Online Marketing Manager. 

Comparte este post


Nuestras Soluciones Relevantes